martes, 12 de agosto de 2014

Un extraño viaje en tren

Luna y yo estábamos preparadas para coger el tren, con dos maletas super cargadas,hay que ir divinas,una mochila con juguetes y una mochila gracias a mi madre que me permitía tener las manos libres.
Al salir del coche la tuvimos que recordar que cogiera su mochila.
Dejaron a su padre bajar al anden pero no a la puerta del tren, pillamos el pie de un pobre señor al correr hacia el tren. Y Luna  se pillo a si misma con su maleta varias veces.
Al subir al tren la señora de delante estaba dormida,se despertó y preguntó si ya estaba en Madrid le dije que si,estaba inquieta,le pregunté si se tenía que bajar, me dijo que si pero nadie había ido a buscarla,como estaban ahí los de la limpieza entre ellos y yo buscamos al interventor, otros pasajeros les buscaron las maletas y se las bajaron,realmente habían ido a buscarle en silla de ruedas pero no la habían buscado con ahinco o encontrado,pero esa no era la única sorpresa llamaron al interventor a la cafetería porque se había quedado gente allí, como alguien dijo agarrados al bocadillo o a la cocacola no querrían ir al calor de Madrid, no se como acabó la cosa si bajaron en Atocha o que.
En Atocha todo cambió azafatas con auriculares para la tele y el resto del viaje pasaron con comida y bebida para comprar.
Luna se portó fenomenal ,de la primera parada a la segunda ya se leyó el primer libro luego escribió y luego jugó.
Había dos baños estropeados y no quiso separarse mucho de nuestro asiento pero aunque mamá se pierde en todas partes a tanto no llegaba
Al final del viaje ya estaba un poco nerviosa,fue un poco lío la última parada,ya había gente en las puertas,maletas que mover,no se quería bajar antes que yo,pensaría que la iba a abandonar, bajó y ya estaba la abuela para ayudarnos.

4 comentarios:

  1. Menuda aventura!!! Estáis hechas unas viajeras

    ResponderEliminar
  2. Jajajaj, dí que sí, que no te pierdes en todas partes!!! QUé guay los viajes en tren ;)

    ResponderEliminar

Estaría muy contenta si comentarás